Cuando comencé esta pequeña aventura, Sergio no llegaba al año y sus siestas eran largas y numerosas. Poco a poco sus siestas se fueron reduciendo y, con ellas, el tiempo para mis labores. Después nació Javi y el tiempo para mis labores desapareció.
Ahora, con 3 y 5 años, empiezan a jugar juntos y yo he descubierto otros mundos que me han absorbido hasta conseguir que deje de coser, aunque todo vuelve.

martes, 31 de enero de 2017

Dietas Detox

     Buenos días.

     Hace años que oigo hablar de las dietas Detox entre las mamás de algunos amigos de mis hijos y en algunos blogs de comida sana que sigo. Siempre habia tenido mis reservas con este tipo de cosas pero estas Navidades vi un plan de una semana, en grupo, para hacer una dieta Detox después de las fiestas, dirigido por una nutricionista y pensé en hacerlo.


     El viernes anterior nos llegó el menú, las recetas y la lista de la compra. Todas las recetas están exquisitas, la verdad, especialmente el caldo de verduras, y en tres días perdí 1'800 kg, pero el segundo días tenía tal dolor de cabeza que al cuarto lo dejé (y sé que no soy la única persona a la que le pasó, hubieron bastantes personas con un fuerte dolor de cabeza); la nutricionista decía que era por el grado de toxicidad acumulada en nuestro cuerpo, yo más bien creo que era por la falta de nutrientes pero bueno...

     En conclusión, no creo que repita una dieta de estas. Nunca he sido de dietas, no me parece sano, y lo que si os aseguro que funciona es eliminar el azúcar de nuestra dieta, la carne, los fritos, las bebidas alcohólicas y hacer algo de deporte como andar una horita al día. En cualquier caso, lo mejor que podéis hacer por vosotras es ser felices con vuestro cuerpo, todos los cuerpos son bellos, y simplemente cuidaros para no tener un sobrepeso que pueda afectar a vuestra salud.

martes, 17 de enero de 2017

Regalo para Martín

     Buenos días.

    Hoy quería enseñaros un trabajo que hice hace más de dos años y que todavía no había publicado en el blog: el regalo que le hicimos al hijo de nuestros amigos Sergio e Irene. Pensamos en regalarles una tarta de pañales porque, al final, es lo más práctico. Pero quería que les quedase algún recuerdo original y pensé en hacer un muñeco Tilda  unos banderines con el nombre de su pequeño. De la tarta, con las prisas, no hice fotos pero sí hice del muñeco y los banderines, aunque la calidad es pésima.




     El borreguito está hecho con tela de toalla y va menos relleno de lo que suelo rellenar las muñecas Tilda para que resulte blandito para el bebé. Espero que les gustase.

martes, 10 de enero de 2017

Cuestión de pelos II

      Buenas tardes.

     Hace unas semanas os hablé de mis problemas con el pelo en esta entrada y de que había encontrado unos tratamientos que me estaban funcionando bastante bien. Así que hoy os voy a contar qué tratamiento utilizo para mantener a raya la grasa. Os recuerdo que yo tengo el pelo muy fino, muy graso en la raíz y seco, estropeado y encrespado en medios y puntas.

     Antes del lavado, entre 30 minutos y 3 horas, me humedezco el cuero cabelludo (no mojar, sólo humedecer) y me aplico una mezcla de aceites con la yema de los dedos o con un pincel de tintar el pelo, lo que más os guste. Una vez aplicado masajeo durante 5 minutos para que el cuero cabelludo lo absorba. Si lo voy a llevar sólo un rato me pongo un gorro de ducha y una toalla bien calentita y, si voy a dormir con el potingue puesto, me hago unas trenzas (siempre hay que dormir con el pelo recogido). No os asustéis con eso de dormir con aceite puesto, dicen que las mujeres hindúes duermen con el pelo embadurnado de aceite y mirar que pelazo tienen.

     ¿Y cual es el potingue en cuestión? Pues este:

  • 3 cucharadas de aceite de ricino
  • 1 cucharada de aceite de jojoba
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • 10 gotas de aceite de romero
 
     Con estas cantidades a mi me da para cuatro lavados, así que yo lo preparo en un botecito de vidrio con tapa de la siguiente manera:

  1. Lo primero que tenéis que hacer es poner agua muy caliente en un recipiente grande donde os quepa el bote de aceite de coco porque el aceite de coco, a temperatura ambiente, permanece en estado sólido. Así que preparar un buen recipiente con agua muy caliente y meter dentro el bote de aceite de coco.
  2. Mientras tanto, ir echando en vuestro botecito de vidrio los otros aceites.
  3. Por último, añadir el aceite de coco.
  4. Ahora meter el botecito con la mezcla en el recipiente de agua muy caliente y mezclar con la cuchara que habéis utilizado para las medidas hasta que os quede una mezcla homogénea.
 
Imagen de Cuidas de ti

     Y ya está! Habéis visto qué fácil es? Pues os prometo que va genial para la grasa. El aceite de romero es antiséptico y limpia el cuero cabelludo de los hongos que producen la grasa. Además, favorece el crecimiento, ayuda a prevenir la caída (provocada normalmente por el exceso de grasa) y retrasa la aparición de las canas. Pero no os paséis de cantidad porque reseca mucho el pelo!

     Si tenéis el pelo graso, probarlo, no os arrepentiréis, y contarme vuestra experiencia. Y si conocéis otros trucos para la grasa capilar, contármelos también.

martes, 3 de enero de 2017

Vestidos varios

     Buenas tardes.

     Este curso pasado estuve yendo a clases de costura y me dejé preparados nada menos que cuatro vestidos, dos de ellos con retales que tenía por casa. En clase hice los patrones y los tengo por terminar de coser. Os dejo fotos de cómo van.

  Estos dos son diseños de una marca que descubrí en Instagram y que me tiene enamorada Réalisation. Tiene unos diseños preciosos con unas telas chulísimas pero cuestan mucho dinero para mi economía.


     Estos otros son diseños que vi también en Instagram pero no se de quién son.

    


sábado, 31 de diciembre de 2016

Feliz Año Nuevo!

     Buenos días.

     Último día de un año difícil, con muchos problemas personales, familiares y de salud que venía arrastrando desde el año anterior; pero no por ello un mal año porque todas esas experiencias vividas, aunque han sido difíciles de sobrellevar, han supuesto un aprendizaje maravilloso. Me he conocido a mí misma, he aprendido a dejar ir a personas que no saben o quieren estar ahí, se ha reforzado mi matrimonio y mi relación con mis hijos, he encontrado a gente maravillosa y he descubierto quienes son mis verdader@s amig@s (gracias brujas, sois las mejores).

     Así que me despido de este año con buen sabor de boca y deseando que el 2017 sea, como mínimo, igual que este. Muchas gracias a todos los que estáis o habéis estado ahí: Andrea, María, Sara, Maite, Silvia, Ana, Gonzalo, Mª Angeles, Teresa, Mª José, Paula; y sobretodo a mi familia, mi cuñada Rocío y, muy especialmente, a mi marido, el hombre más maravilloso del mundo. Espero que el 2017 sea un año maravilloso para todos. Os quiero.


FELIZ 2017!!

martes, 27 de diciembre de 2016

Pastel de zanahorias

     Buenos días.

   ¿Qué tal van las Navidades, las comidas y cenas familiares y los kilitos? Si todavía tenéis que organizar alguna comida o cena estas fiestas, hoy os dejo una receta de pastel de zanahoria con la que vais a triunfar; de hecho, con cualquier receta de este libro triunfaríais. Si tenéis que comprar algún libro de dulces, no dudéis en comprar este, ya no usaréis otro, sus pasteles de zanahoria y Hummingbird (de plátano y piña) son espectaculares. 


     Yo os voy a dejar la receta con algún cambio porque en casa no tomamos azúcar y harina blanca la justa pero ya veréis que está igual de buena.

INGREDIENTES (10-12 porciones):
  • 200 g de miel
  • 3 huevos
  • 180 ml de aceite de oliva
  • 300 g de harina integral
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 1/2 cucharadita de jengibre molido
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/4 cucharadita de extracto de vainilla
  • 300 g de zanahoria rallada
  • 100 g de nueces picadas

PREPARACIÓN:

    Precalentar el horno a 160 ºC.

  Mezclar la miel, los huevos y el aceite y batir hasta que todos los ingredientes estén bien amalgamados. Añadir poco a poco la harina, el bicarbonato, la canela, el jengibre, la sal y el extracto de vainilla y seguir batiendo hasta que todo esté bien mezclado.

    Mezclar a mano añadiendo las zanahorias y las nueces hasta que todo esté bien repartido.

    Repartir la mezcla en tres moldes de 20 cm de diámetro. Hornear 20-25 minutos. Dejar enfriar.

    Cuando estén completamente fríos, poner uno sobre una fuente para pasteles y extender por encima un cuarto del glaseado de queso crema. Colocar sobre este otro bizcocho y extender otro cuarto del glaseado. Cubrir con el último bizcocho y luego con el resto del glaseado. Adornar con nueces y canela.


     El bizcocho, sin glaseado, está buenísimo pero, si queréis ponerle el glaseado para una ocasión especial, os dejo también la receta del glaseado de queso crema. Aquí si que no se cómo cambiar el azúcar y la mantequilla, dudo que se pueda, así que no abuséis. 

INGREDIENTES:
  • 300 g de azúcar lustre tamizado
  • 50 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 125 g de queso crema frío

PREPARACIÓN:

    Batir el azúcar lustre y la mantequilla a velocidad media baja hasta que estén bien mezclados. añadir el queso crema de una sola vez y batir hasta que quede completamente incorporado. Subir a velocidad media alta. Continuar batiendo hasta que el glaseado esté ligero y esponjoso, 5 minutos como mínimo. No batir en exceso para que no quede líquida.


     Y si queréis hacer el bizcocho con vuestro robot MyCook, aquí os dejo los pasos. Aviso que a mí me gusta más con la batidora manual de barillas porque queda más esponjoso, estos cacharros lo mezclan todo tan bien que queda todo muy compacto pero te ahorras un faenon, así que para una merienda o almuerzo normal va genial.

     Picar la zanahoria y las nueces ( 10s, TURBO) y retirar.

     Colocar la paleta mezcladora, echar la miel, los huevos y el aceite (2 min, vel. 4)

     Retirar la paleta mezcladora. Añadir la harina, el bicarbonato, la levadura, la canela, el jengibre, la sal y el extracto de vainilla (1 min, AMASADO)

     Retirar la mezcla y mezclar a mano con la zanahoria y las nueces.

     Ya me contaréis qué tal os han salido vuestros pasteles.

martes, 20 de diciembre de 2016

Cuestión de pelos I

    Buenos días.

    Siempre he tenido el pelo rizado, pero no un rizo tipo permanente sino un rizo gordito que se quedaba en forma de tirabuzón, muy bonito y natural, como lo tiene Sergio. En el embarazo de Sergio se me quedó completamente liso y después ni liso ni rizado, un desastre. Además, tengo el pelo muy pero que muy graso, así que me tiño el pelo desde muy joven porque es lo único que me lo mantenía a raya, cosa que no ayuda a tener un pelo sano, brillante y bonito. En resumen, que pasé de tener un pelo que llamaba la atención a tener una birria que desde hace unos meses se había vuelto encrespado y horrible gracias también al exceso de secador y plancha.

    En junio fui a la peluquería y rápidamente me encasquetaron una nanoplastia que me costó (con bote de champú y mascarilla para casa) la friolera de 120 €. El pelo me quedó muy bonito, nada de encrespamiento, pero para tenerlo siempre así (entre 4 y 6 meses) tenía que secarlo con secador al máximo de temperatura. Resultado: puntas abiertas en menos que canta un gallo y un buen corte de pelo. Con lo que me gustan a mí las melenas súper largas y naturales, ¡súper hippies!

    Al final me entró la depresión y dije: "¡Me voy a rapar el pelo!". Mi marido se asustó, no sería la primera vez que me rapo el pelo, así que sabe que soy capaz. Pero esta vez no me apetecía, la verdad. ¡Quiero mi melena larga! Y me puse a buscar por Internet remedios caseros.

Encontré varios artículos y diseñé un plan de ataque, necesitaba algo que mantuviese a raya mis raíces grasas y algo que hidratase y nutriese mis medios y puntas secos y encrespados. Y después de mes y medio tengo que decir que HA FUNCIONADO. Desde el primer lavado ya noté que, de lavarme el pelo día sí y día no (imaginaros cuando no me lo tintaba), pasé a lavármelo cada 3 días. Y en el segundo lavado empezaron a salirme rizos. ¡No me lo podía creer! Aunque seguía bastante encrespado y todavía no eran mis tirabuzones. Ahora mismo mi pelo se ve más sano y brillante, menos encrespado y sigue apareciendo algún ligero rizo, así que seguiré con el tratamiento y ya os iré contando los resultados. De momento os cuento que el tratamiento son dos mezclas diferentes de aceites naturales que ya os explicaré en entradas posteriores, una para raíces y cuero cabelludo y otra para medios y puntas. El encrespamiento que todavía me queda lo controlo con aceite de argán, del que ya os hablé aquí; me echo una gotita en la mano, froto bien y extiendo por el pelo con cuidado.

Os dejo unas fotos para que vayáis viendo los resultados. No he encontrado fotos de mi pelo antes de la nanoplastia sin planchar, pero os aseguro que era un auténtico desastre, y en la actual no se aprecia mucho rizo porque donde más llevo es en la zona de la nuca, que es donde más sano está el pelo, tendré que hacerme algún reportaje capilar... El hombre súper atractivo que me acompaña en las fotos es Pablo, mi marido. ¿A que es guapo? ;)


Pelo de Sergio


Con la nanoplastia recién hecha

Ahora